Un buen jamón de bellota necesita sus años de curación.


Tradicionalmente, la curación de los jamones y las paletas ibéricas se realiza lentamente durante varios años. Este tiempo de curación, depende mucho del peso de la pieza y de la alimentación que haya tenido el cerdo ibérico.

Así pues, si un cerdo ibérico se ha alimentado con bellotas durante la montanera, su jamón ibérico tendrá la grasilla necesaria que ayudará a curarse lentamente durante un largo periodo de tiempo, en cambio, si el cerdo ibérico solo se ha alimentado con pienso, su jamón no tendría esa grasilla especial que le da la bellota y su curación sería muchísimo más rápida.

El peso de la pieza también es fundamental en el tiempo de curación del jamón ibérico y la paleta ibérica, ya que un jamón o paleta grande, necesitará más tiempo de curación que uno pequeño, pues lógicamente, tiene menos cantidad de carne que curar.

En esta tabla, puede hacerse una idea del tiempo que necesita un jamón ibérico de bellota para que esté en su punto.



Para un jamón ibérico de bellota de máxima calidad.

Peso final aprox.

Curación aproximada.

5,5 a 6 kg

Desde 2,5 años a más de 4 años

6,5 a 7,5 kg

Desde 3 años a más de 5 años

Más de 8 kg

Desde 4 años a más de 6 años

Otro factor importante, es la apreciación del consumidor con respecto al grado de curación del jamón ibérico, pues hay quien prefiere el jamón ibérico menos curado y por lo tanto más tierno, más suave y de color más claro y quien lo prefiere más curado y aromático y de color más oscuro.

No quiere decir que un jamón poco curado esté fresco o crudo, no. El jamón ibérico siempre tiene que estar curado antes de venderlo, con mayor o menor grado de curación, pero nunca fresco.

Si como buen amante del jamón ibérico de bellota, prefiere su jamón o paleta de bellota más o menos curado, solo tiene que decírnoslo y jamoniberico.com escogerá sus productos a su gusto.

 

 

cgñ17